• Isabel Camus

Creencias, identificarlas y cambiarlas...es magia.

Actualizado: 19 de dic de 2019



Hoy vengo a hablar de las creencias, y si, puedes haber escuchado mucho acerca de ellas, pero si no has tenido un momento wow! creo que no has llegado al fondo de tus entrañas emocionales.

Las creencias son aquellas teorías con las que nos movemos por el mundo. Necesitamos las creencias para ser efectivos y eficientes. Las teorías que llevamos a cuestas, son el backsatge de nuestras decisiones y acciones. Algunas creencias están presentes de forma consciente (me interesan menos) y otras están presentes de forma no consciente, (¡esas sí que me interesan!)

Lo que ocurre es que junto con las creencias tenemos 2 sistemas de procesamiento de información del medio. Un sistema automático, que es el actúa la mayor parte del tiempo. Un sistema que es poco riguroso y un sistema de procesamiento, desencadenado. Que es el que entra en acción cuando el primero no nos sirve. Un sistema de análisis bastante más riguroso.

De nuevo, el automático es el que me interesa, porque en conjunto con las creencias no conscientes, son los que dejan estragos en nuestras vidas. Imagina, un sistema de procesamiento de información que actúa por defecto, de forma automática, sin intervención de la voluntad, poco riguroso y que entre sus fórmulas para procesar la información, utiliza teorías de las que no somos conscientes. Y lo utilizamos el 80% del tiempo para comprender el mundo y tomar decisiones!! Wow!!

No podemos hacer mucho acerca del sistema que actúa de forma automática pero si podemos aprender a identificar y reemplazar nuestras creencias.

¿Cuál es la clave? Hurgar en lo más profundo de tu ser, estar preparado para ver y sentir temas y emociones difíciles para nosotras. Estar dispuesta a todo para lograr tus objetivos de bienestar. Explorar, explorar y explorar, en un entorno en el que te sientas segura, protegida y contenida. A veces lo logramos en soledad, a veces necesitamos de otros.

Toma un lápiz y describe qué de tu forma de alimentarte te gustaría cambiar. Luego hazte las preguntas a continuación y escribe las respuestas.

Una pregunta para iniciar este viaje. ¿Qué dicen mis hábitos alimenticios de mi? El tiempo que le dedico a mi nutrición, la dedicación y el cariño que le pongo a mi nutrición, el tipo de comida, la cantidad, cómo como y cuándo como. El proceso de preparación, la calidad de lo que como. Todo lo anterior ¿qué pienso que dice de mi? sin filtro.

Una vez que sientas que sacaste todo afuera, te lo dijiste todo, entonces me hago otra pregunta. ¿Qué me ha permitido aprender, el no haber resuelto mi forma de alimentarme como quiero? ¿De qué forma, el no haber resuelto este tema, me hace una mejor persona? ¿Qué de bueno ha traído a mi vida, el que yo no haya resuelto mi forma de alimentarme antes o el que me haya desequilibrado ahora?

No dejes de hacerte el segundo set de preguntas, para hacer un cierre amoroso contigo y para que tengas el panorama completo.

Mira tus respuestas en el papel e identifica las creencias que aparecen. Las teorías de la vida y de ti, con las que has estado viviendo. Reemplázalas por creencias que sean más constructivas, por creencias que se centren en tus fortalezas, creencias que te acerquen a tus objetivos e instaura rituales que te recuerden las nuevas creencias diario. Al menos 3 veces al día, hasta que las nuevas creencias se te hagan hábito, se te hagan cuerpo y corazón.

Junto a este hermoso ejercicio, te dejo un abrazo y mis mejores de deseos de crecimiento para ti.

Nos hablamos pronto!

*Recuerda si tienes una duda con este ejercicio o con tu forma de relacionarte con la comida estoy a un click en mi correo isabelcamus@isabelcamus.cl o puedes agendar una sesión acá

#Psicología #Neurociencias #Nutrición

  • Facebook
  • Instagram

© Isabel Camus  - 2020